oh, aquel verano feliz

Se me había olvidado el sol y el poder del sol.

toc toc

Alguien llamó a mi puerta. Y quise contarlo.

las ideas nunca vienen solas

Sólo nos queda descifrar quién las acompaña.

pantone 173c

Supimos esperar y las manos se nos llenaron de rojo junio.